Los retos de la crónica en la era twitter

13 03 2013

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El cronista moderno –dice Julio Villanueva Chang– enciende la luz, permite a la gente entender su entorno. El nuevo paradigma requiere de la crónica un esfuerzo mayor: interpretar la realidad. ¿Cómo hacerlo, cuando la información corre a 140 caracteres? ¿Qué opciones nos presentan los proyectos colectivos? Comentarios sobre el libro Tú y yo coincidimos en esta noche terrible de Nuestra Aparente Rendición.

Por Gonzalo Ortuño

“Twitter no es un buen medio para la crónica porque no hay la posibilidad de desdoblamiento  para el escritor, su esencia es la conversación, la interacción entre ellos”  dijo el periodista e historiador Froylán Enciso.

Una pregunta básica para Enciso, que debería orientar a los periodistas es ¿de dónde viene la crónica? Como un ejercicio de reflexión citó el trabajo de la periodista Susana Rotker en el libro La invención de la crónica, no sólo para entender su evolución como género sino como una herramienta necesaria para relatar los acontecimientos que transformaron al continente americano. Desempolvar nuestro origen.

“Debemos revalorar de dónde venimos, desempolvar nuestra estirpe. En los encuentros de cronistas es penoso que mencionen el `nuevo periodismo estadounidense´  cuando la crónica ya tenía aquí por lo menos 500 años” dijo el también egresado del Colegio de México. Comparó el ejercicio de rebuscar la estirpe periodística, como lo primeros cronistas de indias que descubrieron el nuevo mundo y se lo mostraron a quienes vivían en otro. “El cronista es ese ser, de esta estirpe, que trafica las palabras, entre nuevos temas”.

Para la periodista Elia Baltazar a pesar de que es un momento complicado para el periodismo en diferentes aspectos, se debe regresar a las reglas y principios básicos del periodismo porque aunque hay un horizonte de oportunidades “el problema es que no nos enseñaron a ser independientes”.

Mencionó como ejemplo la velocidad con que emergen sitios y medios en España a diferencia de México, donde asegura Baltazar “nos cuesta travestirnos del papel al internet. Es necesario un periodismo no tutelado, mayor de edad, más independiente, menos complaciente con el poder”. Lee el resto de esta entrada »

Anuncios




Del poder y otros demonios

6 03 2013

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Por Gonzalo Ortuño López

¿Puede la crónica desnudar los demonios del poder? ¿Qué aporta relatar la vida de los poderosos? ¿Cómo nos acercamos a ellos? ¿Es diferente la crónica cotidiana de la crónica del poder? Comentarios sobre el libro Crónica de un sexenio fallido.

 

Daniela Pastrana inició con la pregunta necesaria para los periodistas en el actual ajedrez político ¿cómo cubrir al PRI sin aplaudir en el intento?

“Es muy fácil aplaudir la detención de Elba Esther Gordillo, pero debemos cuestionarnos qué hay más allá de eso” dijo Ernesto Núñez, periodista y editor del suplemento político Enfoque.

Núñez quien recientemente publicó el libro Crónica de un sexenio fallido donde construye un perfil psicológico del expresidente Felipe Calderón y la toma de decisiones desde los escritorios de presidencia, también aseguró que lo importante es “recuperar en la memoria quiénes son estos personajes. Estar con ellos, sin tratar de ser como ellos”.

Martha Anaya autora del libro 1988: el año en que se calló el sistema, partió de su experiencia en la celebración de los 84 años del PRI, para insistir en que el cronista político debe ir más allá de la simple observación y conocer datos, historia y antecedentes de los personajes políticos.

Guillermo Osorno periodista y editor de la revista Gatopardo tuvo un reclamo más que una respuesta: “¿por qué muchos periodistas nos hablaron de Enrique Peña Nieto como un títere y terminó siendo menos títere que Calderón? Algo nos faltó para leer mejor a este personaje”.

Osorno puso de ejemplo a Jon Lee Anderson para hablar de una cobertura que considera tiene la suficiente calidad para sentarse junto a las cúpulas del poder, como también la capacidad de salir a la calle y hablar con la gente para medir la temperatura política. “El poder hay que cubrirlo en una atención con ojos frescos (sin prejuicios)”.

Lee el resto de esta entrada »





¿De dónde sale un relato-crónica?

26 02 2013

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

¿Cuáles son los elementos que nunca debemos olvidar al escribir una crónica? ¿Cómo puede un ciudadano común construir una crónica de su propia experiencia?

Conversación sobre el libro México 2010. Diario de una madre mutilada, de Esther Hernández Palacios, como crónica de un duelo

personal y colectivo.





Periodismo vs literatura

20 02 2013

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Tercera charla de las crónicas de nuestros días.